Rui II de Suiza

17 junio 2013
Rui II de Suiza

Vuelta a Suiza (et. 9)

El luso se corona vencedor tras vencer en la cronoescalada final y repite su triunfo del pasado año en una de las vueltas más importantes del calendario mundial

De la mejor manera posible, sin dejar ningún atisbo de dudas sobre quién ha sido el ciclista más fuerte de la carrera, ha cerrado Rui Costa su extraordinaria exhibición en la Vuelta a Suiza 2013. El ciclista de Movistar Team se ha impuesto en la decisiva última etapa, una novedosa contrarreloj de 27 km con llano en su parte inicial y 10 kilómetros finales de dura ascensión hasta la cima del Flumserberg. El luso ha sido el más regular en ambos terrenos y tras ser 6º en el primer punto intermedio -al terminar el terreno llano, donde ha aprovechado para cambiar la ‘cabra’ de contrarreloj por la bicicleta convencional- ha mantenido su ritmo en la ascensión para acabar haciéndose con el triunfo parcial por delante de Mollema, Kangert, Peraud y un brillantísimo Andrey Amador, que concluía 5º demostrando su ascendente estado de forma en la carrera que ha significado su reaparición tras la fractura de clavícula en Lieja.  

El triunfo de Costa traía también el premio estrella, el gran objetivo del portugués desde el inicio de la ronda hace diez días: repetir el triunfo absoluto logrado en 2012. El dorsal número 1 de la carrera ha vuelto a demostrar su sitio en la elite mundial y desde el segundo punto intermedio -a mitad de la subida- se ha manejado con una cómoda ventaja respecto a sus dos grandes rivales, Kreuziger (TST) y Frank (BMC), a los que ha aventajado en meta en uno y dos minutos, respectivamente. Acompañado en el podio final por Mollema (BLA) y Kreuziger, Rui Costa ha celebrado a sus 26 años su cuarto triunfo de la temporada -el 19º en el cómputo total de Movistar Team- y el decimosexto en sus siete campañas profesionales. El luso buscará ahora brillar en el Tour de Francia, donde en 2011 ya consiguió un triunfo parcial y el pasado año fue el mejor de los azules (18º) en la general final.


DECLARACIONES / Rui Costa:
Sabíamos que seguramente iba a ser la etapa que podía decidir la carrera y por eso la semana pasada vine a reconocerla y ya me pareció durísima. Chente también fue a verla antes de empezar la Vuelta y ahí ya decidimos que habría que cambiar de bici antes de la subida porque era un puerto importante, con más de media hora de esfuerzo. He salido muy concentrado y regulando con los vatios, pero cuando he visto que las referencias eran buenas, en los últimos 3 kilómetros de llano he aflojado un poco para respirar para la subida. El cambio de bici ha sido rápido y en el puerto Chente me ha llevado magnífico, dándome referencias y animándome. He sido muy constante porque sabía que la clave era llevar mi ritmo desde el principio hasta el final. En la parte más dura ya sabía que la general estaba muy cerca y que podía ganar la etapa y ahí es donde ya he ido a tope y he abierto más diferencia. Todo ha salido perfecto y estoy súper feliz.

Todas las victorias son diferentes, pero ha sido muy distinta a la del año pasado. Entonces cogí el líder muy pronto y fue una semana de mucho desgaste. Todos los días, podio, rueda de prensa… tienes dos horas menos de descanso y eso se nota. Este año acabo más fresco, con muy buenas sensaciones porque he ido de menos a más. En el primer final en alto no tuve mi mejor día, pero he sido capaz de recuperar el tiempo. No hubiera sido posible sin mi equipo, han estado sensacionales toda la semana y para ellos y para todos los portugueses que me han estado animando aquí en Suiza va dedicado el triunfo. Ahora toca ya pensar en el Tour. De momento, en lo único que pienso es en pasar la primera semana, que siempre es muy peligrosa y ver cómo salimos de ahí. Llevamos uno de los equipos más potentes de la carrera y vamos con mucha ilusión. Antes haré los dos campeonatos nacionales, en crono y en ruta, que serán dos buenos test para mí“.