22 de agosto de 2012

Después de cuatro días sin descanso para los nueve corredores de Movistar Team en la Vuelta a España 2012, en especial por el accidentado final de ayer camino de Valdezcaray, la ronda española se concedió un respiro hoy miércoles en el circuito de Logroño, al que los ciclistas dieron ocho vueltas para completar la 5ª etapa de la carrera -168 kilómetros- en la que la fuga de Chacón (ACG) fue el único movimiento reseñable de una jornada resuelta en un sprint masivo que vio un nuevo triunfo de Degenkolb (ARG).

Imanol Erviti, principal perjudicado del incidente con sus cinco puntos de sutura en la cara y las magulladuras por todo el cuerpo, pudo pasar de esta forma sin percances el día y continuará en carrera junto al resto de sus compañeros en la sexta jornada de competición, donde los hombres de la general volverán a tomar protagonismo. La llegada al Fuerte del Rapitán (4 km al 5'4%) en Jaca pondrá final a 175 kilómetros con salida en Tarazona y el Puerto de Oroel (3ª) como primer escollo a 16 kilómetros del final.

DECLARACIONES:
Imanol Erviti: "La de ayer fue una caída fea, pero dentro de lo que cabe tuve suerte, ya que no tengo nada roto y seguimos adelante. He pasado mala noche, muy dolorido porque las heridas de este tipo siempre son incómodas y te estorban hasta las sábanas para dormir, pero lo que siempre pasa por tu cabeza es seguir hacia adelante. No te planteas abandonar. Ha habido mucha polémica a raíz de la etapa de ayer, quizás demasiada. Cada uno tendrá su opinión y la nuestra ya ha quedado clara, pero como ha dicho Eusebio Unzué, esto ya forma parte del pasado y tenemos que pensar en lo que queda de Vuelta".

 



Partners 2017