23 de agosto de 2017

Detalles de calidad los que ofrecieron Rubén Fernández y Marc Soler (Movistar Team) en la multitudinaria fuga de 17 ciclistas que acabó jugándose el triunfo en la 5ª etapa de la Vuelta a España -176 km entre Benicàssim y Alcossebre-. El murciano, aún con molestías en su pie derecho, echó una mano a su compañero para avivar el ritmo con varios ataques en la subida a Serratella (2ª), buscando endurecer el ritmo para que el catalán lo tuviese más sencillo en las duras rampas finales de la Ermita de Santa Lucía.

Sin embargo, una serie de ataques en la rápida aproximación al puerto -primero de Mohoric (UAD), Haller (KAT) y el finalmente vencedor Lutsenko (AST), en la bajada de Serratella; y después de Gougeard (ALM) y Kudus (DDD), en el llano hasta Alcossebre- complicaron las cosas a Soler, que hubo de comenzar la subida con casi un minuto de déficit sobre los hombres de punta... y terminó precisamente la etapa a 56", en tercera posición, tras Lutsenko y Kudus.

El joven barcelonés y sus compañeros de Movistar Team -con Carlos Betancur, a una veintena de segundos de los favoritos en meta, todavía 16º en la general- tienen todavía muchas oportunidades por delante en una Vuelta que buscará mañana su sexta fracción: 204 km entre Vila-real y Sagunto con cinco puertos de Segunda y Tercera categoría.

DECLARACIONES:

Marc Soler: "No nos hemos puesto de acuerdo cuando han arrancado Lutsenko y Haller y creo que esa ha sido la clave y lo que nos ha impedido disputar la etapa. Da rabia ver que por una falta de entendimiento se te escapa la posibilidad de ganar, pero así son las cosas y lo intentaremos de nuevo. Hoy las sensaciones han sido mucho mejores. Ya dije que poco a poco creía que iría cogiendo ritmo. Estoy viendo cómo voy cada día y veremos cómo termina esto, que aún queda mucho. Para mí ya sabíamos que era una Vuelta para aprender y ver cómo es la carrera y de momento las cosas van bastante bien".

Poitou-Charentes: Nuevo top-ten para Barbero

En la segunda jornada del Tour du Poitou-Charentes -186 km entre Saint-Savinien sur Charente y Roumazières Loubet-, Carlos Barbero logró la 8ª posición en otra llegada al sprint seleccionada por las altas velocidades en el circuito final, y en la que Bouhanni (COF) se adjudicó etapa y liderato. El burgalés llegó dentro de un grupo de cincuenta unidades con Jesús Herrada, Castroviejo, Anacona, De la Parte y Bennati por parte de un Movistar Team que buscará mañana de nuevo las posiciones de honor en un doble sector, rematado por la tarde con 21 km CRI en Neuville-de-Poitou.

Clasificaciones: Vuelta a España | Tour du Poitou-Charentes

Imagen (c): Photo Gomez Sport



Partners 2017