fbpx

Movistar ya tiene el carnet del Tour

24 julio 2011
News' image‛Movistar ya tiene el carnet del Tour’

La escuadra telefónica completa su primera Grande Boucle con un balance satisfactorio: un triunfo de etapa y la pelea hasta el final de Rojas por el jersey verde
El maillot azul de Movistar Team ha paseado por vez primera por los Campos Elíseos de París como epílogo al destacado Tour de Francia que la escuadra telefónica ha completado en el año de su debut. El equipo de Eusebio Unzué ha conseguido en la gran ronda gala el objetivo con el que partía el pasado día 2 de julio: una victoria de etapa. El luso Rui Costa lograba en Super-Besse, primera llegada en alto de esta edición, un soberbio éxito que situaba pronto al equipo en el bando de los triunfadores. A partir de ahí, la pelea por el maillot verde de la Regularidad con José Joaquín Rojas frente a dos monstruos como Cavendish y Gilbert, centró casi todos los esfuerzos de Movistar Team.

El campeón de España logró subir al podio del Tour hasta en cuatro ocasiones para enfundarse la preciada prenda y ha peleado hasta el último día con el británico –vencedor de nuevo hoy del sprint final en París- por hacerse con el triunfo final. La escuadra telefónica, que llegaba a este Tour con las desgraciadas ausencias de sus líderes para esta carrera, Xavi Tondo y Mauricio Soler, fue una de las habituales en las escapadas que protagonizaron buena parte de los cientos de horas de televisión durante las tres semanas de competición y dejó un buen sabor de boca a sus miles de aficionados. El mánager general de Movistar Team, Eusebio Unzué, analizaba así la actuación de su equipo en el Tour 2011: “Comenzamos la carrera de la peor forma posible, con dos corredores accidentados en la primera caída del Tour, en la primera etapa. Como consecuencia de ello, acabamos perdiendo a Intxausti y con él, a nuestra posible baza de cara a la general. A Amador esa caída le lastró para el resto del Tour. Nos quedamos también sin Kiryienka en la primera semana, uno de los hombres importantes del equipo. Con este panorama, nos marcamos un poco el objetivo del maillot verde, que nos dio presencia en el podio cuatro días y en cuya pelea hemos estado hasta el último día. Pero sobre todo me quedo con la gran victoria de etapa de Rui Costa, que era nuestro gran objetivo antes de venir. Es para estar satisfecho. Hemos cumplido uno de los objetivos y el otro ha estado muy cerca. Las consecuencias acaecidas en el mes y medio anterior al Tour nos hicieron cambiar el programa de algunos corredores y no pudimos contar con la parte más sólida del bloque que estaba previsto”.

Personalizando algo más en la actuación de sus ciclistas, Unzué explica: “Arroyo, Erviti y Gutiérrez son claramente hombres acostumbrados a estar alrededor de un líder y es ahí donde son más brillantes. En este Tour no hemos tenido esa figura y por eso han podido pasar un poco más desapercibidos. Rui ha dejado constancia de su gran clase, una magnífica victoria por cómo y dónde lo consiguió. Además ha estado en momentos como en Alpe d’Huez con el grupo de elegidos. Rojas ha confirmado su progresión durante este Tour, ha estado a punto de conseguir el objetivo con el que partía, el maillot verde, y sinceramente creo que este hecho es el que le ha privado en etapas de media montaña a una victoria de etapa.  Ventoso ha estado perfecto en su labor de apoyo a Joaquín, siempre ayudándole en todos los sprints, tanto intermedios como en meta y Andrey ha corrido tan mermado que su análisis sólo puede estar basado en el pundonor. Él ha puesto el punto épico, la marca exagerada de este deporte con un esguince de tobillo desde el primer día. El haber sido capaz de llegar a París con todo lo que ha tenido que sufrir, e incluso dejándose ver en algunos momentos, es digno de todo elogio. Kiryienka no supo pasar el mal momento que tuvo y a Beñat no se le puede evaluar por la temprana caída. Peleó durante ocho días por ver si mejoraba, pero vimos que era imposible. 

Para ser la primera presencia de Movistar en el Tour de Francia creo que, con todas las circunstancias que se dieron en las semanas previas, el balance tiene que ser satisfactorio –concluye el técnico navarro-. Los chavales han estado peleando cada día y la imagen ha sido buena. El haber conseguido una etapa y estar cuatro veces en el podio es para estar contentos y nos ha servido para situar a Movistar en el mayor escaparate del ciclismo mundial”.