Lastras, a un paso de repetir la historia

25 agosto 2011
News' image‛Lastras, a un paso de repetir la historia’

El madrileño, 2º en Córdoba, donde estrenó en 2002 su palmarés de la Vuelta, tras luchar en inferioridad frente a cuatro liquigas con los que se marchó a 4 km de meta
Otra vez Movistar Team protagonista, de nuevo Pablo Lastras en el papel estelar. El madrileño de la escuadra telefónica ha estado a punto de repetir, nueve años después, su primer triunfo en la Vuelta a España. En 2002, en un idéntico final, Lastras inauguraba en Córdoba su palmarés en la gran ronda española y hoy, en una etapa marcada con una X desde hace muchos días en su libro de ruta, sólo el caníbal eslovaco Sagan (LIQ) le ha impedido anotarse su segundo triunfo parcial en esta edición de la Vuelta. La subida por una vertiente diferente a la de aquella ocasión al alto de San Jerónimo (2ª cat.), a 20 km de meta, ha seleccionado el grupo principal –siempre con Bruseghin y Pardilla entre los favoritos- y ha dejado la resolución de la victoria de etapa para el revirado descenso hasta Córdoba.

Lastras lo intentaba por primera vez a 12 kilómetros del final, pero su ataque era abortado por un Liquigas que reconocía en Lastras a su gran rival para el triunfo parcial. Una intuición que ratificó Lastras poco después cuando, a 4 kilómetros del final, se convertía en el único corredor en aguantar la rueda de cuatro de los ciclistas de la escuadra italiana: Sagan, Nibali, Capecchi y Agnoli. Pese a la inferioridad numérica, Lastras peleaba hasta el último metro por el triunfo y cruzaba segundo la línea de meta, a un paso de la victoria pero con la conciencia tranquila del deber cumplido. En la general, Bruseghin y Pardilla, las bazas de Movistar Team, continúan 9º y 10º a menos de un minuto del líder, Chavanel (QST). 

Pablo Lastras: “Tengo un romance especial con Córdoba. Aquí gané mi primera etapa en la Vuelta, terminó la Vuelta a Andalucía de 2008 que gané y hoy tenía claro dónde tenía que moverme: al final. Coronar delante y jugármela bajando. Yo tengo poco miedo en la bici; mucho respeto, pero hoy he pasado miedo. Los liquigas han bajado muy rápido, pero muy seguros; estoy convencido de que habían venido a reconocer la bajada. Sabía que estaba en inferioridad, pero en algún momento he tenido que entrar al relevo porque ellos dejaban huecos y si no se iba a marchar alguno por delante. Lo he intentado hasta el final y no está mal ser segundo en esa situación. Sagan es un ciclista tocado por una varita mágica, pero tenía que vigilar a los cuatro porque podía ganar cualquiera. He intentado sorprenderles por el lado más difícil pero no ha podido ser. Ha sido una pena porque tenía en la cabeza ganar para ofrecerle el ramo a Chente García Acosta. Él ha sido uno de mis referentes en el ciclismo y ha sido una baja muy importante para el equipo”.

Chente será trasladado a Pamplona
Mientras sus compañeros continúan en carrera, Chente García Acosta sigue ingresado en el Hospital Neurotraumatológico de Jaén donde permanece desde ayer tras la importante caída que le obligó a abandonar por primera vez, y en su decimoquinta participación, la Vuelta a España.  El ciclista navarro ha pasado una noche complicada –apenas durmió una hora- a causa de la inmovilización total que debe mantener por su fractura de vértebra, pero permanece tranquilo, y si todo marcha bien en las próximas horas, mañana será trasladado a Pamplona para ser operado de la fractura de cúbito y radio –en el caso de la vértebra, su paso por el quirófano todavía deberá ser evaluado en los próximos días-.

Buen papel en el Tour du Poitou-Charentes
Por su parte, el otro bloque de Movistar Team en competición disputaba hoy la jornada clave del Tour du Poitou-Charentes en tierras galas, dividida en dos sectores con una contrarreloj individual de 20 kilómetros en la etapa vespertina. Por la mañana, José Joaquín Rojas, tras su segunda plaza de ayer, volvía a pelear por el triunfo aunque debía conformarse con el quinto puesto en el sprint en el que se imponía el galo Ravard (ALM). Por la tarde, con victoria y liderato para Sergent (RSH), buen rendimiento global de la escuadra telefónica, con Rojas, 14º; Plaza, 19º; Herrada, 21º y Rui Costa; 24º. A falta de la jornada final de mañana, Rojas es el mejor representante del equipo dirgido en Francia por Yvon Ledanois.