Salvando de nuevo las caídas
06 julio 2012

Tour (5ª) / Austria (5ª)

Movistar Team no se vio afectado por otro incidente -hoy, justo antes de los últimos 3 km- en la llegada del Tour de Francia a Saint-Quentin, con nuevo triunfo para Greipel (LTB). Pardilla ya es 6º en Austria

VÍDEO: Resumen et. 5 Tour de Francia

La quinta etapa del Tour de Francia 2012 -Rouen – Saint-Quentin, 196’5 km- fue una copia casi idéntica de lo acontecido ayer y Movistar Team volvió a pasar sin percances en busca del díptico montañoso del fin de semana y la primera contrarreloj individual larga que esperan el próximo lunes. La escuadra telefónica protegió a Alejandro Valverde en los instantes finales mientras los equipos de los sprinters perseguían una fuga -Ghyselinck (COF), Urtasun (EUS), Simon (SAU) y Ladagnous (FDJ)- más esquiva que las de días anteriores, alcanzada únicamente a 200 metros por un pelotón liderado de nuevo por Greipel (LTB) después de una caída a poco más de 3 kilómetros de meta que no afectó a ninguno de los hombres del conjunto azul. Mañana viernes, y tras un largo traslado de un centenar de kilómetros esta misma tarde hasta su hotel de concentración, los hombres de Movistar Team afrontarán la séptima etapa de la ronda gala, con el mismo esquema al de estos dos días en los 207 kilómetros entre Épernay y Metz, con la Côte de Bruxières (3ª; km 145) como única dificultad del día.

Por su parte, en la 64ª Vuelta a Austria, una fuga de doce hombres -en la que peleó sin éxito por estar el lituano Ignatas Konovalovas- dominó la quinta etapa (228 km camino de Sonntagberg) con el triunfo de Taborre (ASA) sobre un grupo de favoritos muy seleccionado en la cota final -con rampas de hasta el 22%- al que dio tiempo un Sergio Pardilla que pasa a ser 6º en la general. Los 185 km entre Waidhofen/Ybbs y Melk serán mañana el menú previo a las dos etapas finales en Podersdorf am Neusiedler See: contrarreloj de 24 kilómetros el sábado y llegada al sprint en una corta jornada, el domingo.