Vuelta al País Vasco: Así rindió Valverde

15 abril 2014
News' image‛Vuelta al País Vasco: Así rindió Valverde’

Movistar Team: La Potencia de los Campeones (II)

Un análisis en profundidad de la actuación de Alejandro Valverde durante la Itzulia, centrado en la exigente quinta etapa con final en Markina

  en colaboración con…  

En la anterior entrega de ‘Movistar Team: La Potencia de los Campeones’, nos acercamos al magnífico 4º puesto de Juanjo Lobato en la Milán-San Remo. Hoy nos paramos con detalle en la gran batalla entre nuestro líder, Alejandro Valverde, y Alberto Contador (Tinkoff-Saxo) en la montaña de la Vuelta al País Vasco. 

Vuelta al País Vasco: Así rindió Alejandro Valverde

La quinta etapa cubría 160’2 km entre Eibar y Markina-Xemein, con cinco puertos puntuables: dos de Tercera, dos de Segunda y uno de Primera. El perfil no dejaba ningún lugar para el descanso: los corredores habían de superar casi 3.000 metros de desnivel. Ante tal recorrido, cualquier cicloturista avezado ya estaría contento con poder mantener una media por encima de 30 km/h. Pero cuando sueltas por estas montañas a los mejores equipos del mundo, el ritmo se acentúa con claridad: el tiempo del ganador, 3h56’56”, nos deja una media superior a los 40 km/h.

El inicio de la etapa: las apariencias engañan
La fuga del día, con quince corredores entre los que se encontraba nuestro Rubén Plaza, se hizo pronto. Por detrás, en el pelotón, Tinkoff primero y nuestros Movistar Team después se aseguraron de marcar un ritmo que impidiese que la escapada nunca alcanzase un margen excesivo.

Si nos paramos a mirar los datos de Alejandro, podemos apreciar que el día ya comenzó con bastante dureza: en los primeros 30 kilómetros, las dos pequeñas subidas iniciales se pasaron a un ritmo bastante rápido en el pelotón. Como consecuencia, podemos ver cómo el pico de potencia de Alejandro en esfuerzos de cinco minutos ya pasó de 400 vatios en la parte inicial. Después de esas dos subidas y antes de las cuatro principales del día, no se reflejaba ningún alto puntuable en el perfil, pero el ritmo siguió siendo rápido y exigente por una cuestión que a veces es difícil de apreciar en televisión: un montón de pequeños de repechos que obligaban a apretar a los corredores constantemente y que, como vemos, hacían que Alejandro volviese a pasar de los 400W. 


(Pulsar en la imagen para ver en alta resolución)

Cuatro subidas encadenadas: el momento para presionar
La táctica era poner al Tinkoff bajo presión e intentar descolgar a Alberto en la última subida. Para eliminar a sus compañeros, mantuvimos un ritmo alto en las tres subidas previas a San Miguel, el último alto. Como resultado, el pelotón se fue reduciendo más y más mientras compañero tras compañero de Alejandro se iban sacrificando para cumplir su misión. La antepenúltima subida fue especialmente exigente: Alejandro pasó los 500W durante un minuto y tuvo otro pico de potencia justo en la cima de la ascensión.  


(Pulsar en la imagen para ver en alta resolución)

La última subida era el momento para exhibirse: después de 11 minutes de gran exigencia, a una potencia normalizada de 425 vatios, Alejandro lanza un violento ataque antes de la pancarta, llegando casi a los 800W durante 30 segundos. Sólo Alberto pudo responder en un principio, antes de que ambos lanzasen juntos el descenso. Por desgracia, la meta estaba demasiado lejos y los hombres que quedaban en el grupo de favoritos alcanzaron su intento en la bajada. En el sprint final, Alejandro fue sólo batido por Ben Swift. El pico de potencia en los últimos metros es de 1050W.

Otra gran actuación de los Movistar Team y un muy buen rendimiento por parte de Alejandro.

En los próximos meses, más análisis en profundidad sobre el rendimiento de nuestros corredores.